3 de mayo de 2021

Despidos, renuncias y rotación en el círculo de Jorge Yunda se suman a la inestabilidad en el Municipio de Quito

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest

A partir de la divulgación de los mensajes que habrían mantenido varios funcionarios municipales con Sebastián Yunda, hijo del alcalde, Jorge Yunda, la inestabilidad institucional de la Alcaldía también se ha reflejado en la salida y rotación de altos mandos de la administración capitalina.

Asesores, directores, secretarios y gerentes han puesto la renuncia, han sido despedidos o movidos a otros cargos.

A propósito de los chats, Christian Acaro y Cynthia Puga, que se desempeñaban como asesores del alcalde, fueron separados, al igual que Carlos Poma, que era director de Informática.

Además, el alcalde aceptó la renuncia de Diego Jara a la Secretaría de Cultura. Su nombre es uno de los que aparece en el intercambio de mensajes que investiga la Fiscalía desde abril.

Carlos Poma dijo a EL UNIVERSO desconocer las razones por las que fue separado. “Yo ni el teléfono tengo del señor Sebastián Yunda y no he hablado con él nunca, así que desconozco (…); no sé ni a qué se dedica”. Añadió que su contrato era como funcionario de libre remoción, así que “es potestad de la autoridad removerme el momento en que considere”.

El alcalde Yunda, de su parte, dijo en un comunicado y en sus redes que dispuso la separación de funcionarios, aunque eso no signifique que se haya comprobado alguna irregularidad.

De acuerdo con información proporcionada por fuentes del Municipio, al menos 12 funcionarios del gabinete municipal salieron tras la filtración de mensajes, en medio de las investigaciones de la Fiscalía y de los pedidos de remoción del alcalde en el Concejo Metropolitano.

Nombre Cargo Sueldo Fecha de salida
Cynthia Puga Asesora del alcalde $3.700 27 de marzo de 2021
Christian Acaro Asesor del alcalde $3.700 27 de marzo de 2021
Andrea Yépez Asesora del alcalde $3.700 16 de abril de 2021
Carlos Alomoto Asesor del alcalde $3.700 20 de abril de 2021
Mauricio Tayupanta Empresa de Transporte $3.400 5 de abril de 2021
Freddy Erazo Administrador General Municipio $4.300 18 de abril de 2021
Carlos Poma Director de Informática $3.000 27 de marzo de 2021
Felipe Espinoza Secretario de Comunicación $3.700 24 de marzo de 2021
Rafael Carrasco Gerente Epmmop $5.300 13 de abril de 2021
Juan Carlos Boada Secretario de Educación, Recreación y Deporte $3.700 8 de abril de 2021
Santiago Jaramillo Procuraduría Metropolitana $4.500 6 de abril de 2021
Juan Martín Cueva Director de Creatividad, Memoria y Patrimonio $3.000 23 de abril de 2021

No todos los funcionarios que dejaron sus cargos tienen relación con la situación judicial de Jorge Yunda; algunos explicaron que salieron a causa de la crisis institucional.

Uno de ellos, Carlos Alomoto dijo que presentó su renuncia como asesor jurídico de Yunda, debido al “momento complejo y álgido que afronta la ciudad”. También puntualizó que solo estuvo en el cargo tres semanas después de haber sido invitado por el alcalde.

Según datos del Municipio, Alomoto primero fue secretario del Concejo Metropolitano, del 16 de mayo al 1 de octubre de 2019. Después fue secretario de Coordinación Territorial y Participación Ciudadana, desde el 2 de octubre de 2019 hasta el 2 de enero de 2020. Finalmente, como asesor jurídico se desempeñó desde el 26 de marzo hasta el 20 de abril de 2021.

Andrea Yépez, que fue asesora de despacho entre el 3 de junio de 2019 y el 16 de abril de 2021, también renunció, aduciendomotivos personales de índole familiar”.

Cambios de puesto

Santiago Jaramillo trabajó como procurador metropolitano desde el 1 de enero de 2021, en reemplazo de Dunker Morales. Sin embargo, renunció en la primera semana de abril, justamente en la época en que ingresó el primer pedido de remoción en contra del alcalde (que después fue retirado por no cumplir con los tiempos administrativos).

El reemplazo de Jaramillo es Martín Enríquez, quien antes se desempeñaba como registrador de la Propiedad, y desde el 10 de abril es procurador metropolitano.

Juan Carlos Boada, exsecretario de Educación, Recreación y Deporte, fue removido el 8 de abril de 2021, aunque sigue vinculado a la Alcaldía, pues trabaja en la Radio Municipal. Al referirse a su salida, comentó que “seguramente fue con el fin de oxigenar o refrescar cuadros”. Ahora, esa secretaría está liderada por Inés Martínez.

Para el concejal Fernando Morales, los cambios permanentes de funcionarios y directivos “demuestran la improvisación y falta de planificación en la administración de Jorge Yunda”. Además, cuestionó la inestabilidad en los planes para atender a la ciudad.

La Secretaría de Comunicación del Municipio también ha sido objeto de cambios. Por allí han pasado Esteban Michelena -quien también fue asesor del alcalde-, Javier Gallo, Ana Barahona, Carlos Andrade, Felipe Espinoza y, con la publicación de los mensajes, el 25 de marzo, Robinson Robles. Este último sigue en funciones.

Movimiento en empresas municipales

En las empresas metropolitanas también hubo un movimiento de funcionarios. Por ejemplo, en enero pasado, Andrea Flores pasó a la Gerencia de la Empresa de Transporte de Pasajeros (Epmtpq) a la del Metro de Quito.

En lugar de Flores, en la Epmtpq se quedó Mauricio Tayupanta, pero como gerente encargado, hasta el 5 de abril, fecha en la que el Directorio nombró como titular a Carlos Poveda.

En la Empresa Pública Metropolitana de Movilidad y Obras Públicas (Epmmop), Rafael Carrasco puso su cargo como gerente a disposición desde noviembre del año pasado. Su salida fue aceptada por el Directorio el 13 de abril de 2021. Desde esa fecha, Násser Paredes asumió el puesto.

Varios de los exfuncionarios entrevistados por este Diario prefirieron no emitir comentarios y otros pidieron la reserva sobre los motivos de su salida.

Yunda ha mencionado en reiteradas ocasiones que no renunciará a su cargo y exige que se respete el debido proceso en los tres pedidos de remoción que enfronta, así como en el llamado a juicio sobre presunto peculado en la adquisición de 100.000 pruebas para la detección de COVID-19. (I)

Shape
Shape

explora más noticias